• Drive, de James Sallis

Esto va de un tío duro como el carburo que es un hacha del volante. De ahí el título. Todo conceptismo. Lo mismo hace trompos como especialista en una peli que transporta cacos a dar golpes. Luego cervezas -unas cuantas- y negocios que se tuercen. No es que me parezca menor pero me esperaba más. Sallis escribe bien, usa la línea temporal como un barman de Las Vegas una coctelera y se agradecen los micro-capítulos pero tampoco se ha exprimido las meninges con la trama, la cual podía haber estirado algo y no ser tan roñoso como para quedarse en 150 páginas, que entretienen, sí, pero no "revolucionan el género negro" como he leído en la publicidad. O llamamos revolución a cualquier cosa. P.D: Suspenso a quien dio el visto bueno a la contracubierta -¿no será la sinopsis de la película?- y no mandó anotar el primer "Driver". Estamos sufriendo los recortes en edición, por lo visto.


Recomendación: a gustosos de novela negra con sabor a neumáticos regada con -tropecientas- marcas de coches yankis y trompos varios.

NOTA DE PRÉSTAMO: Me lo compré y no doy la pasta por amortizada. 

8 comentarios :

  1. El libro me hizo apreciar más la película (como con "Brokeback Mountain", cuánto material sacaron de donde no había nada, o casi nada). Es lo único bueno que puedo decir...

    ResponderEliminar
  2. Este es uno de esos extraños (por más bien escasos) ejemplos en los que la película supera con creces a la novela.

    ResponderEliminar
  3. Pues son tres ya las personas que me dicen que la película está mejor, por eso pienso verla, a ver si como decís, han sacado petróleo de donde había un secarral :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mí es una de las mejores películas de los últimos años, y eso que no llueve ;p

      Eliminar
    2. Viniendo de ti es todo un halago :-P (Por cierto, si necesitas agua, silba)

      Eliminar
  4. En realidad la película está más vacía que el bolsillo de un español de 2013: es todo forma (y, esto sí, exquisita) pero de transfondo tiene bien poco.
    Yo, parece que al revés de la mayoría, tenía mis esperanzas puestas en el libro, después de que la peli me dejara más frío que un témpano.
    Parece ser que ni la una ni la otra, entonces.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El libro: Mucho ruido y pocas nueces; la peli, ya veremos...

      Eliminar
    2. Vaya, a gustos colores... A mí el libro me pareció bastante olvidable y creo que la película cambia ciertas cosas que le añaden mucho más interés, como el hecho de prescindir de todo dato sobre el protagonista. No diría que es una película perfecta, pero no me parece una película vacía. Por muy estética que sea, hay mucho más detrás de eso. En cualquier caso, a mí me parece una película fascinante, y hay artículos muy interesantes sobre ella, como este de Senses of Cinema http://sensesofcinema.com/2012/feature-articles/pure-west-drive-nostalgia-for-postmodernism/

      Eliminar